La abuela de chocolate

Victoria era una ancianita que vivía únicamente con su nieto de 15 años, debido a que los padres del niño habían muerto en un accidente 10 años antes. Ella quería mucho a su nieto y lo consentía demasiado, pero en cambio él por alguna razón le tenía fastidio y le hacía diferentes travesuras.

Un día al llegar de la escuela el nieto decidió jugarle una broma, la cual consistía en que cuando ella se encontrara durmiendo la cubriría completamente de chocolate y la sacarla al bosque para que los animales empezaran a lamerla.

Así que el realizo la broma y se quedó escondido en un árbol observando como los animales empezaban a lamer a su abuela, pero de repente llego un grupo de abejas y osos, las abejas empezaron a chuzarla y los osos a rasguñarla y luego a comérsela.

La abuela de chocolate

El joven asustado se fue a casa y aunque no le dio mucha importancia, hasta se alegró un poco de que ya no estuviera allí para fastidiarle, pero al anochecer se le apareció su abuela cubierta completamente de chocolate y lo arrastro de los pies hasta que la espalda le sangrara y luego se desvaneció.

Desde ese día cuenta la leyenda que una anciana cubierta de chocolate se les aparece a todas las personas que traten mal a su abuela y los arrastra hasta que la espalda les sangre.

Deja un comentario