Céspedes canta a las madres sobre amor y desamor en el Lunario

9

México, 10 May.- Canciones de amor, desamor, desencuentro, cosas de pareja, fueron parte del repertorio que ofreció esta noche el cantautor y músico cubano nacionalizado mexicano, Francisco Céspedes, en el Lunario del Auditorio Nacional.

El cantante que saltó a la fama en 1998, con su álbum “Vida Loca”, ofreció un homenaje a las madres en su día, interpretando todos sus éxitos y con dos invitados especiales, el compositor Eduardo Márquez García y Haydée Milanés, hija del cantautor cubano, Pablo Milanés.

Visiblemente delgado, con una voz un tanto ronca, pero con mucho entusiasmo, Céspedes se llevó los aplausos y ovación el interpretar temas como “Vida loca”, “Remolino”, “Se me antoja”, “Señora”, “Nadie como tú”, “Morena”, “Qué tú te vas”, “Pensar en ti”, “Dénde está la vida” y “Todo es un misterio”.

En una velada romántica, con una extraordinaria entrada, el cubano nominado al Grammy en el año 2007, encantó a sus fans no sólo por sus éxitos, sino también porque tuvo tiempo para saludar a algunos amigos como al actor cubano, Francisco Gattorno.

Incluso, al bajar del escenario, se tomó un par de “selfies” con muchas damas, a quienes en su mayoría saludó de beso en mejilla y manos, mientras que hubo otras que de plano aprovecharon su presencia para plantarle tremendo beso en la boca.

Dentro del escenario electoral, el cubano nacionalizado mexicano quien se presentó con un traje color negro, zapato-tenis blancos, físicamente muy delgado y barba un tanto larga, llamó a votar en las próximas elecciones por nuestro país.

Siempre amable, contento y bromista, ofreció un total de 20 temas de sus materiales discográficos “Vida Loca”, “Dónde está la vida” y “Ay Corazón”, los cuales fueron cantados por decenas de fans, en su mayoría mujeres que le aplaudieron y celebraron una y otra vez.

Alrededor de las 18:20 horas, las luces del foro se apagaron, mientras que entre una iluminación rosada y roja se escuchaba una melodía con sabor a jazz, apareció en el escenario el cubano para arrancar su show con el tema “Parece que”.

Minutos después, deleitó con “Qué hago contigo” de su álbum “Vida Loca”, y continuar con “Todo es un misterio” y “Quédate más”.

Tras presentar y elogiar la calidad de sus músicos, Céspedes continúo complaciendo a su público con “Átame la mirada”, tema de su sencillo “Ay Corazón”, para dar paso a la presentación de su primer invitado de la noche, Eduardo Márquez García, con quien compartió dos temas de la autoría de este compositor.

La velada de corte bohemio, con melodías que fueron de la balada al bolero, con un toque de jazz, continuó con éxitos como “Remolino” y “You are beautiful”, tema dedicado a las madres presentes.

Enseguida, la segunda invitada de la noche se hizo presente, Haydée Milanés, con quien el cubano interpretó dos temas, uno de ellos titulado “Cómo fue”, de Ernesto Duarte Brito.

Desde sus lugares, el público disfrutó de los éxitos del cantante, ya sea con un vodka, café, cerveza o refresco, mientras Céspedes daba rienda suelta a temas como “Para vivir”, “Años” de Pablo Milanés, “Pensar en ti”, “Nadie como tú”, “Todavía”, “Que tú te vas”, “Se me antoja” y “Señora”.

Los temas más aplaudidos y cantados, fueron “Señora y “Vida loca”, con el que concluyó su participación.